PORQUÉ EN EL PERÚ SÍ SON NECESARIAS LAS SESIONES DESCENTRALIZADAS DEL CONGRESO

Finalmente tuvo lugar el primer pleno descentralizado del Congreso en la ciudad de Ica. La prensa criticó, los congresistas utilizaron el hecho políticamente, y todos ellos conjuntamente con los medios, contribuyeron para hacer un espectáculo del hecho, y casi lograron ridiculizarlo, pero habría que ser muy ignorante para tomar este hecho como un tema de formas cuando lo que importa es el fondo.

La propuesta de realizar sesiones del Congreso de la República en diferentes regiones del Perú, ha sido ampliamente criticada y el mayor argumento es presupuestal.  Ojalá fuéramos igual de vigilantes con el bono de instalación (particularmente de quienes ya están instalados desde la administración anterior), la escolaridad para funcionarios que no tienen hijos, y las gratificaciones en exceso. Si verdaderamente pudiéramos crear en nuestros funcionarios públicos una cultura del ahorro y la responsabilidad con el presupuesto de todos los peruanos, sería un signo de evolución, pero mientras esto ocurra, deberíamos tener la capacidad de discernir entre un gasto innecesario y uno necesario.

Cada país tiene que crear sus mecanismos democráticos para que respondan a sus necesidades. El Perú es un país con una brecha muy amplia entre la capital y las regiones. Se trata de regiones en las que el Estado no está presente. Por ello, acercar las decisiones parlamentarias a las regiones me parece un acierto, puede servir para acortar la gran brecha comunicativa y política que hay entre Lima y las demás circunscripciones del país. Por supuesto que otras acciones descentralizadoras y de acercamiento a las regiones de parte del Ejecutivo serían bienvenidas, pero empecemos por esta iniciativa, y bienvenidas las que se sumen.  La realización de sesiones del Pleno del Congreso en Regiones pone luz mediática y política en esas regiones que por años se han sentido alejadas del resto del Perú. Además de hacer posible el reconocimiento de sus potencialidades e incluso las sinergias posibles.

Efectivamente,  una razón por la cual muchos peruanos votaron por Ollanta Humala fue la denominada  “voz de los ignorados”, y justamente las acciones de acercamiento del Estado a las regiones son un primer paso de inclusión. ¿Qué es lo que ocurre cuando un partido empieza a mover las piezas adecuadas? Pues que todos los otros tratan de moverle el tablero para malograrle el juego. Es por esto que no son de extrañar las críticas de la oposición (Fujimoristas, Apristas, etc.) en contra de esta iniciativa.

REACCIONES ESPERADAS

Tras la sesión del pleno, las primeras reacciones a la sesión descentralizada del Congreso de la República en Ica,  no han hecho sino confirmar la opiniones críticas previas (¡vaya novedad!), vean aquí sus posiciones de acuerdo al diario Perú 21.

Es evidente que la discusión de si se debe o no hacer un Pleno del Congreso en las regiones es un tema político por encima de la eficiencia política y legislativa. Es decir, no está en  discusión si es positivo o efectivo hacer los plenos en regiones para mejorar la labor legislativa y congresal, sino lo que está en discusión es “si a mi partido le conviene o no esta decisión”. Si es una decisión que abona a la administración de Humala y eso no me conviene, salgo a criticar. Los ciudadanos deberíamos también ejercer la vigilancia para que al menos se haga oposición con más categoría que la simple crítica. Una oposición respetable es la que combate con ideas positivas en lugar de críticas.

AGENDAS REGIONALES NO INGRESAN A LA AGENDA NACIONAL

Las regiones del Perú están muy alejadas de la capital. Es verdad que se ha avanzado significativamente en términos de descentralización económica, pero políticamente, las decisiones se toman en Lima. De ahí que cada vez que hay una crisis la administración vigente tenga que enviar una Comisión de Alto Nivel con poder de decisión para resolver el problema.  Si bien es cierto que la función del Congreso es representativa según el Reglamento del Congreso y que cada congresista representa su región, también es cierto que la política en el Perú por carecer de un sistema de partidos sólido, se convierte en más personalista cada vez. Es así que no hay ningún mecanismo que asegure que el congresista elegido por una región, represente y promueva los intereses de su región, asumiendo su labor de recoger las necesidades y hacer propuestas de mejora. ¿Quién vigila a los congresistas en sus regiones, si ni siquiera los medios regionales tienen repercusión en Lima, que es donde habitan los congresistas?

AUSTERIDAD PERO TAMBIÉN INCLUSIÓN

Por otro lado, es verdad que una sesión del Congreso en una región no se tiene que convertir en un despilfarro ni en una demostración de ostentación que no está acorde con las necesidades del país, de manera que hacer un Congreso descentralizado en un Hotel cinco estrellas no sería justificado. Aquí sí  hago un reconocimiento al rol fiscalizador de los medios de comunicación. ¡Bravo por eso!

Eso sí, no nos equivoquemos con trabalenguas, la Democracia directa tiene que ver con la incorporación de mecanismos de decisión directa donde todos los que desean participar, pueden hacerlo. No es el caso del cual estamos hablando, los Congresistas irán a las regiones y discutirán temas de la región. Y el Conjunto de Congresistas que asiste será el que toma decisiones. De esta manera seguimos en la dinámica representativa. En esta versión, se representan en la región los diversos intereses de todo el país para atender temas específicos de esa región.

La función  principal del Congreso es representativa: recoger las necesidades de todo el Perú y proponer Leyes para mejorar las condiciones existentes.

Por qué es positivo que halla sesiones descentralizadas del Congreso de la República en Regiones:

  1. Acerca al Congreso a los ciudadanos de las Regiones
  2. Pone luz política y mediática sobre las regiones
  3. Sirve para recoger necesidades de los ciudadanos en regiones y para ejercer control político sobre sus autoridades locales.
  4. Promueve la participación ciudadana en la política reforzando la inclusión y por ende, la democracia.
  5. Los congresistas conocen las realidades de cada región y pueden reconocer y proponer sinergias
  6. Los congresistas pueden canalizar las demandas ciudadanas y coordinar para temas comunes con el Ejecutivo.

Si te gustó este artículo, compártelo!

Déjanos tus comentarios!

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Política y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s